Petrova, baja forzada en Australia

Redacción desde la ciudad de Madrid

La racha se extendía hasta las 29 participaciones consecutivas en los torneos de Grand Slam. Nadia Petrova acumulaba siete temporadas consecutivas completando su participación en los cuatro grandes y no faltaba a una cita de este calibre desde la edición de Wimbledon en 2006. Pero no podrá estar en el próximo Open de Australia, después de que la moscovita confirmase su baja tras el fallecimiento de su madre.

Nadezda Ilina, madre de Nadia y medallista de bronce en los Juegos Olímpicos de Montreal en 1976 en la prueba de 400 metros (relevos), perdió la vida a la edad de 64 años en un accidente de tráfico, según apunta el portal ruso Sport Express. Aunque nunca ejerció como entrenadora, fue una de las encargadas de inculcarle el amor por el deporte y ayudarla en apartados de preparación física.

Petrova, que no pudo pasar de la primera ronda en 2013, conoció la noticia el pasado 7 de diciembre y no dudó en bajarse del cuadro del Grand Slam (es la número tres del ranking de dobles) que inaugura la temporada. La ausencia de la rusa abre la puerta al cuadro final a Tsvetana Pironkova (top 108), que desde su primera participación en el Open de Australia 2006, nunca se ha perdido una edición de ningún Grand Slam. Será su 33º aparición seguida en un major. Además, la japonesa Yurika Sema (top 208) entra en la fase de clasificación.

La jugadora rusa de 31 años, que fue entrenada por el español Ricardo Sánchez hasta la temporada 2012, ha logrado doce títulos en la modalidad individual, mientras que en la de dobles eleva el número de entorchados hasta los 24. Hasta el pasado curso conectó su raqueta con la de la eslovena Katarina Srebotnik. Juntas escalaron hasta el top-3 de la WTA.

Comunicado de Petrova

A través de las redes sociales (Twitter y Facebook), la cuenta oficial de Nadia Petrova lanzaba este comunicado el miércoles 11 de diciembre:

“Confirmamos con gran tristeza el fallecimiento de la madre de Nadia, el pasado sábado 7 de diciembre. Ella era una encantadora hija, esposa, madre y amiga. El pilar de la familia, que motivaba a todos y animaba a luchar por más. Medallista de bronce en los Juegos Olímpicos de 1976. Nos gustaría que respetasen la privacidad de Nadia y de su familia en estos momentos trágicos y difíciles. Vamos a tratar de manteneros informados dentro de lo posible. Gracias por las muestras de cariño y apoyo”.

© TENNISTOPIC.com 2015. Todos los derechos reservados