Análisis del cuadro individual femenino de Madrid 2014

Álvaro Rama desde la ciudad de Madrid

La Caja Mágica vuelve a abrir sus puertas para recibir a lo más granado del circuito femenino en el Mutua Madrid Open. Con el sol de primavera caldeando la capital, una cita prioritaria en la carrera hacia Roland Garros. Con la ausencia de Victoria Azarenka como principal aspecto a lamentar, la competición WTA presenta un abanico de narrativas a tener bien presentes. Serena Williams, campeona en las últimas dos ediciones, necesita curar las sensaciones de un inicio de temporada algo tibio. María Sharapova, reciente ganadora de Stuttgart y vigente finalista en Madrid, busca extender una mejora adquirida en arcilla que le ha convertido en la mujer más fiable de los últimos años en la superficie. Agnieszka Radwanska y Na Li, protegidas por actuaciones discretas en 2013, pueden volar sin la penitencia mental que conlleva arrastrar una defensa ingente de puntos. Perfiles satélites como Petra Kvitova, que conoce el triunfo en Madrid, Sara Errani, una referencia en polvo de ladrillo, o Ana Ivanovic, antigua campeona de Roland Garros con inercia en polvo de ladrillo, presentan un torneo lleno de atractivo.

Primer sector

Favorita: Serena Williams

Hipotético camino de la favorita: R1 – qualifier, R2 – Shuai Peng, R3 – Carla Suárez, QF – Petra Kvitova, SF – Simona Halep, F – Na Li

Duelo estrella: Flavia Pennetta v Lucie Safarova

Tapada: Lucie Safarova

Análisis: La estadounidense desembarca en Madrid con un propósito evidente: sacudirse las dudas dejadas en un título de Miami plagado de sufrimiento y una tempranera derrota en Charleston, inclinada ante la 78 mundial en su primer pulso del año en tierra batida. La campeona de las últimas dos ediciones no ha tenido un arranque de temporada firme y recuperar la autoridad marcada en arcilla durante 2013, culminada con su primer cetro de Roland Garros en una década puede pasar por domar el primer coloso. El azar ha situado ante sus pies un arranque de torneo diésel, con un perfil de fase previa y un pulso ante las asiáticas Nara o Peng como dos livianas piedras de toque. Carla Suárez, que promedia menos de un juego por set jugado ante la americana, sería la llave al ecuador del torneo. A partir de entonces la temperatura debiera subir con argumentos como el de la antigua campeona Petra Kvitova. Los colmillos se multiplican en la penúltima ronda con aspirantes como Simona Halep, un demonio táctico en tierra batida, o finalistas de Grand Slam como Jelena Jankovic y Ana Ivanovic, recientes semifinalista y finalista en la arcilla de Stuttgart. En el pulso directo por la copa más reinas de Paris emergen, siendo María Sharapova y Na Li las siluetas con mayor fuerza. Un caminar de exigencia progresiva para tomar la medida a la mujer referencia.

Segundo sector

Favorita: Simona Halep

Hipotético camino de la favorita: R1 – qualifier, R2 – Tsvetana Pironkova, R3 – Sabine Lisicki, QF – Jelena Jankovic, SF – Serena Williams, F – Na Li

Duelo estrella: Ana Ivanovic v Madison Keys

Tapada: Irina-Camelia Begu

Análisis: La rumana regresa al torneo que marcó el punto de inflexión en su rendimiento. Doce meses atrás necesitó una invitación para competir en la capital española, ahora aborda el evento como la cuarta favorita. La nula defensa de puntos y haber disputado apenas un encuentro en los últimos dos meses dejan a Simona como una gran incógnita en las faldas de la gira de arcilla, un tramo de temporada que debiera engarzar como un anillo en su estilo de juego. El sorteo ha deparado un desembarco manejable a la compatriota de Ion Tiriac, pues deberá medir a una tenista de fase previa en la apertura antes de poder pasar a encarar un choque ante la joven Lara Arruabarrena, ducha en tierra pero con experiencia menor en eventos de tal magnitud. El primer gran test pudiera presentarlo la alemana Lisicki, una fuente de morteros que debieran verse primados por la altitud capitalina. Jankovic e Ivanovic, que forman una de las llaves más venenosas, guardarían la ropa en la fase de cuartos de final. A partir de allí, un caminar entre brasas. Porque Serena Williams, una asignatura pendiente, se opondría en el penúltimo peldaño, impidiendo la entrada al partido decisivo, donde Sharapova, la mujer en activo con mejor % en la superficie o Na Li, campeona de Roland Garros, pondrían un precio prohibitivo al título. Un torneo para consolidar estatus entre las cinco mejores raquetas del mundo y mostrarse como uno de los nombres a tener en cuenta sobre la arcilla.

Tercer sector

Favorita: Agnieszka Radwanska

Hipotético camino de la favorita: R1 – Eugenie Bouchard, R2 – Alize Cornet, R3 – Caroline Wozniacki, QF – Angelique Kerber, SF – Na Li, F – Serena Williams

Duelo estrella: Agnieszka Radwanska v Eugenie Bouchard

Tapada: Svetlana Kuznetsova

Análisis: La polaca acude a la superficie donde más le cuesta romper a rendir, porque una superficie que ralentiza la bola tiende a restarle esa potencia ajena de que tanto disfruta. No obstante, el vuelo raudo en Madrid puede difuminar ese atenuante. Sus primeros cuartos de final en Roland Garros durante 2013 o haber ascendido al Grupo Mundial en FedCup días atrás, precisamente en tierra batida española, son síntomas de mayor acoplamiento al suelo. Como si fuera una reválida en ese sentido, Madrid le ha situado un auténtico infierno entre las manos. Con diferencia, la potencial ruta más escarpada de entre todas las favoritas. Un pulso de entrada con Eugenie Bouchard, quizá el talento joven más pulido e íntima amiga de Laura Robson – verduga en 2013, le niega el oxígeno desde el primer impacto. Después podría esperar Alize Cornet, uno de los perfiles más tenaces del circuito. Dos auténticas piedras de toque que, si se cumple la lógica del ranking, debieran desembocar en Caroline Wozniacki, otro muro para situar los esfuerzos cercanos al punto de saturación. Eso sería atravesar el averno antes de entrar en harina mayor, con Angelique Kerber, Sara Errani, María Sharapova, Na Li o Serena Williams como hojas afiladas en los últimos tres partidos. Optar a Madrid puede requerir el mayor esfuerzo de toda una carrera y uno de los más notables vistos en tiempo reciente sobre circuito femenino. Para una mujer que suele pecar en pulsos directos ante la zona noble, un reto de superación tremendo.

Cuarto sector

Favorita: Na Li

Hipotético camino de la favorita: R1 – Kirsten Flipkens, R2 – Jie Zheng, R3 – Sloane Stephens, QF – María Sharapova, SF – Agnieszka Radwanska, F – Serena Williams

Duelo estrella: Dominika Cibulkova v Samantha Stosur

Tapada: Garbiñe Muguruza

Análisis: La asiática llega al mes de mayo como número 1 de la temporada. Un factor que subraya dos aspectos: que una mujer tradicionalmente susceptible al altibajo ha labrado una tremenda regularidad y que, tras levantar su segundo Grand Slam, a diferencia del primero, ha controlado las emociones al tocar las alturas. Además compite en Madrid con el lunar de 2013 como ala, pues la derrota en primera ronda fue su peor resultado de la pasada temporada. La china abrirá competición ante la belga Flipkens, una muñeca con mil torbellinos. Podría dar paso a su compatriota Zheng, con terminaciones más violentas pero hábil desde el fondo, más idónea para tomar ritmo. Sloante Stephens debiera emerger como tercer frente, un perfil amante de la arcilla adecuado para termina de cargar las piernas en modo polvo de ladrillo. María Sharapova, ante quien suele penar en tierra, Radwanska y Serena, dos de las tres primeras, serían las paredes más factible para aprisionar las opciones de la asiática. Mostrado el rendimiento constante en cemento, llega el momento de subrayar esa virtud con una transición de superficie entre las manos. Algo capital para que la número 2 del mundo sueñe con mayores cotas.

  • Esteban Parra

    ¿Quién descarrilla el Williams – Sharapova que viene en camino? Ese es el dilema.

© TENNISTOPIC.com 2015. Todos los derechos reservados