Ferrer comienza a encontrarse

Ander Millan desde la ciudad de Donostia

Al vencer en cuartos de final, David Ferrer vuelve a obtener dos triunfos de manera consecutiva. La organización le concedió una invitación y bien que la está aprovechando al lograr estar por primera vez entre los cuatro mejores de un torneo durante esta temporada. Derrotó a Ryan Harrison por 6-4, 6-0. en una hora y 12 minutos. Fueron unas condiciones difíciles para jugar al tenis a causa del viento y los inconvenientes que depara.

El ‘Gladiador de Jávea’ volvía a rugir sobre la pista Millennium de Estoril. El grito al golpear la bola era contundente y aquello deparaba mucha confianza. Desde el fondo se encontró sólido y la movilidad de piernas fue excelente. Se colocó muy pronto con break a favor y en el apartado psicológico tuvo que estar centrado. Sacó muy bien ganando un 80% de puntos servidos con primeros durante los primeros minutos. Además con los segundos ganó un 75%.

Con su saque se llevó la primera manga y nuevamente a las primeras de cambio obtuvo ventaja. La paciencia del No.52 del mundo se estaba terminando viendo al otro lado de la pista a uno de los mejores Ferrer de la temporada. El español, por su parte, continuó la dinámica positiva con la que se encontraba y pudo sacar adelante un partido que le dará muchísima confianza para los siguientes días. La primera gran prueba de la semana llegará mañana sábado, ya que se medirá al primer cabeza de serie del torneo, Pablo Carreño. A causa de ello, por la parte alta del cuadro habrá un tenista español que será finalista. La única vez que se han visto las caras en competición oficial fue en Wimbledon 2014 y la victoria fue para el que llegó a ser No.3 del ránking mundial.

© TENNISTOPIC.com 2015. Todos los derechos reservados