“Los jugadores de Futures pierden mucho dinero”

Sostienen que camina a la deriva, que el rumbo que ha tomado el tenis español no se dirige a buen puerto. En definitiva, reclaman que se activen todos los sentidos porque debajo de páginas de oro que escriben los Nadal, Ferrer y compañía hoy en el circuito, se esconde un peligroso vacío. Los más jóvenes apenas tienen recursos para afrontar los gastos que conlleva ser profesional en el mundo del tenis y han decidido tomar medidas. No descartan un plante, incluso. Sólo quieren que se les escuche y facilite una carrera prácticamente imposible de asumir para una familia cualquiera. Jugadores, entrenadores, árbitros, familiares, organizadores de torneos o aficionados ya se han adherido a un movimiento que cada vez toma más fuerza: ‘Reimagina el tenis’.

Uno de los protagonistas que pone cara a esta propuesta para mejorar la base del tenis es Toni Colom. El entrenador balear, que acompañó a Rafa Nadal por el circuito Futures, Challengers y sus primeros pasos ATP (entre los 15 y 18 años), continúa hoy su trabajo en lo que llama como la tercera división del tenis. “Este movimiento nace de forma espontánea por necesidad. El tenis en España va camino de ser un deporte que sólo puedan competir para intentar ser profesionales unos privilegiados, porque jugar torneos Futures y Challengers cuesta una media de 50.000 euros al año. Esto es algo reservado para familias con recursos económicos que puedan soportar estos gastos. Un jugador muy bueno puede saltarse esta tercera división en sólo un año, pero lo lógico es que este período se prolonge por cuatro o cinco temporadas y esto es algo insoportable para cualquier economía familiar media”, apunta Colom a TENNISTOPIC.

La situación económica que atraviesa el país ha acentuado los problemas que los más jóvenes encuentran para financiar sus carreras. Cada vez hay menos sponsors dispuestos a invertir en la base y las ayudas institucionales no parecen suficientes. ¿Pero quién es responsable de esta situación? “La ITF, las federaciones nacionales, en este caso la RFET, y las territoriales, aunque en menor medida. Ellos son los responsables y los dueños, por decirlo de alguna manera, de esta tercera división. A través de este movimiento elaboraremos un manifiesto con propuestas y reclamaciones a estos estamentos responsables, para que reconsideren y sean conscientes del camino hacia el que se dirige el tenis”, responde Colom. “Tanto la ITF como la RFET parece que están mirando para otro lado, frente a esta circunstancia. No se ve ningún indicio de que se haga un esfuerzo para cambiar esto”, añade.

A entrenadores y jugadores habituales en el circuito Futures preocupa cómo ha descendido en los últimos años tanto la cantidad como la calidad de torneos de esta categoría en España. “Hasta hace poco nos distinguía que teníamos más torneos que otros países. Esto daba la posibilidad de que se pudiese jugar sin tener que salir de casa. Y en la actualidad sólo hay dos Challengers en España. Por si fuera poco, hasta hace diez años la mitad de los Futures eran de 15.000 dólares, ahora se cuentan con los dedos de una mano. Hemos llegado a una situación en la que los jugadores españoles pueden pierden dinero por jugar y no son 25 euros, tal vez hablamos de unos 500. Eso es insostenible”.

Podrían plantarse

Si bien Juan Lizariturry reconocía en una entrevista a este medio que “si hace falta que no juegue nadie el 1 de enero, se va a hacer”, Toni Colom no renuncia a ello aunque se muestra algo más cauto. “Todo el mundo desea no tener que llegar a ese punto, porque si los jugadores tienen que hacer un plante y no competir el primer perjudicado es el propio deportista”, asevera. En este sentido, entiende que “todo lo que pedimos es razonable y se tiene el convencimiento de que se puede llevar a la práctica. No debemos llegar a un punto en el que sea contraproducente para todos, si los jugadores hacen un plante y deciden no jugar. En el caso de la RFET, que es lo más cercano, el actual presidente está cumpliendo su segundo mandato. En el primero no se hizo nada para esto, entre medias cuando se presentaba por segunda vez dijo que se buscarían soluciones y que a partir de 2013 se darían una serie de ayudas para los organizadores de los torneos y jugadores… Y lo que sé es que vamos a empezar el 2014 y todo sigue igual. Hay que empezar a actuar”.

Apoyo de los mejores

Las estrellas españolas brillan en el firmamento ATP. Nadal, Ferrer, Almagro, Verdasco, Robredo o Feliciano López son algunos de los nombres que durante un buen número de semanas al año reportan un gran puñado de victorias y títulos al tenis nacional. También han contribuido a sumar muchas de las Ensaladeras que La Armada ha conquistado en la Copa Davis. Y este movimiento espera contar con el apoyo de las cabezas visibles. “Muchos de ellos, algunos con menos tiempo porque su paso por estas divisiones fue más rápido o contó con más ayudas, son conscientes de esta realidad. No creo que cueste que tengamos su apoyo, porque es algo que piden los propios tenistas”, relata Colom. Incluso Toni Nadal le ha manifestado su respuesta positiva a este proyecto. “Cuando se le expone ideas de cómo se puede replantear esto, su respuesta es positiva. Que el tenis intente generar más recurso para que esté a disposición de más gente sería ilógico que no estuviese de acuerdo, alguien que se dedica a este deporte”

Soluciones

Durante el mes de octubre el circuito de Futures se traslada hasta Cataluña. En las próximas cuatro semanas, Sabadell, Sant Cugat, Sánchez-Casal y El Prat de Llobregat en dos ocasiones, serán las sedes que acojan las cuatro paradas del calendario en España. Allí este movimiento espera dar forma a las soluciones y propuesta que recoja su manifiesto. Una de las que apunta Toni Colom es “que a la ITF -responsable de organizar un torneo Futures- a todos los organizadores les exige un canon (un pago por adelantado) del prize money. El primer paso es tratar de cambiar esto de alguna manera. Ellos tienen los derechos de live scores, Copa Davis, Grand Slam, incluso de los propios recursos que generan los Futures, pero no repercute para nada en los jugadores. Se trata de que faciliten a los jugadores, que promocionen que los torneos aumenten la cantidad de prize money”.

Además, Colom también exige que la RFET mueva ficha. “A día de hoy la partida que aporta la Federación Española a los organizadores de torneos como a jugadores es cero. No aportan absolutamente nada. Tampoco hay indicio de que busquen para generar más recursos. Podrían gestionar un patrocinador común para los 30 Futures que se celebran en España. Pero no hay implicación humana en ese sentido”.

Más allá de responsables, culpas y acusaciones, lo cierto es que los grandes perjudicados de esta situación son los grandes protagonistas de este deporte: los jugadores. Encordarse sus propias raquetas y comer a base de bocadillos son algunas de las soluciones que han desarrollado para tratar de rebajar gastos diarios entre torneos. Toni Colom es claro: “Lo que no puede ser es que para ser profesional haga falta unas cantidades astronómicas de dinero y todo el gasto corra a cargo de las familias”. Ellos ya han comenzado a reimaginar el tenis…

  • mjgarcia

    Estimado Toni , como familia de jugador no puedo estar mas de acuerdo. ¿Cuántos, estando a las puertas de ganar dinero, lo han tenido que abandonar por no poder soportar las deudas?
    ¿Como puede adherirme al movimiento?
    Nosotros somos los que podemos ayudar , los jugadores, a lo suyo a trabajar , a tener en mente solo un objetivo lucha , esfuerzo y dar el 100% de lo que son.
    Desde nuestra humilde posición ¿Cómo podemos ayudar?

  • Guillermo Antonio López Calero

    Yo estoy también totalmente de acuerdo.

    Esta cuestión la he planteado también varias veces en foros, en web, por qué los torneos grandes (aunque sean privados y negocios) no destinan dinero a las categorías bases (futures, challenger) que es de donde salen los tenistas y consiguen sus primeros puntos, para poder llegar a la ATP.
    Y en este caso, también pongamos al máximo órgano en España que es la Federación Española de Tenis. Y la ITF.

    Los jugadores tienen que centrase en entrenar y jugar, pero las familias no pueden asumir esas cantidades desorbitadas para que su hijo, pueda llegar a realizar el trabajo que quiere, en este caso el tenis.

    Y ya desde pequeños, las familias están desembolsando dinero al ser un deporte individual, con viajes, inscripciones en torneos, …, cuando llegan a esta categoría y después de haber aportado ese dinero, tienen que seguir haciéndolo ?

    España es uno de los países donde más futures se juegan y por desgracia, los challenger están desapareciendo o algo más inteligente, es no perderlo y organizar un futures, porque realmente hacen falta para que los jugadores suban.
    Estamos en una situación complicada, pero si desde arriba (FET, ITF) no se hace nada, al final quedarán menos futures, menos challenger, habrá que salir fuera de España, con el consiguiente aumento de los gastos y los ingresos no cubre ni parte de esos gastos, porque para que en un futures puedas ganar algo, hay que llegar por lo menos a semifinales.

    Qué se puede hacer para que el principal beneficiado de todo esto sea el propio tenista?
    Porque el tenista es quién realmente juega y da el espectáculo. También hay que tener en cuenta que detrás del tenista, hay mucha gente y esta gente es muy importante (coach, fisios, prepardores, psicólogos, …)

© TENNISTOPIC.com 2015. Todos los derechos reservados