Una charla con el cuarto maestro

Rafael Plaza desde la ciudad de Sevilla

Antes de debutar en el Masters 1000 de Shanghái, donde no participó la temporada pasada, David Ferrer (Xàbia, España; 1982) se lleva una enorme alegría porque es oficialmente el cuarto jugador que se clasifica para la Copa de Maestros que reúne a los ocho mejores jugadores de la temporada en Londres durante el mes de noviembre. El alicantino, que no pisará terreno foráneo porque ya ha estado cuatro veces en la pelea por el título más importante del curso tras los cuatro cetros del Grand Slam, conversa desde China con TENNISTOPIC y valora su cuarta clasificación consecutiva para el torneo que se disputa a orillas del Támesis.

¿Es un objetivo o una ilusión jugar la Copa de Maestros a principios de temporada?

Las dos cosas, pero tal y como habían ido los últimos años sí que era un objetivo. Siempre intento no pensar en una meta concreto de cara a final de año, simplemente trato de mejorar mi juego y las sensaciones, sobre todo a principios de temporada. Pero mi objetivo es estar entre los ocho mejores del mundo, sin duda. 

“Soy el peor top 10 de la historia”, dijo tiempo atrás. Y ahí está, clasificado por quinta ocasión para un torneo que reúne a los ocho mejores.

Bueno… ha habido momentos en los que he sido más negativo. Es una frase que quizás dije en un momento de frustración, pero me siento muy feliz y realmente orgulloso de mi carrera tenística. Y es algo que no volvería a decir, creo. 

Iguala a Moyà con cinco presencias y queda a una de las seis de Orantes y Nadal. 

Es un orgullo para mí poder disputar cinco veces la Copa de Maestros. Significa que he sido un jugador constante, regular y con una carrera larga. Al final, eso es lo que más me satisface, independientemente de que pueda clasificarme otra vez el año que viene o tener mejores números que cualquier otro jugador. Nadal se ha clasificado seis veces, pero también ha estado lesionado y algunas veces no ha jugado. Él es el jugador que ha marcado una época en el tenis español y tendrá otros récords más en su carrera. Yo estoy muy orgulloso de regularidad en la élite. 

La temporada pasada hizo una segunda mitad de año espectacular. Este curso, salvo los cuartos de final de Nueva York, lleva más de dos meses siendo irregular. ¿Agotamiento físico, cansancio mental o falta de confianza?

Eso es lo que estoy intentando averiguar. El año pasado fue el mejor de mi carrera; mentalmente, físicamente y tenísticamente. Los torneos que jugué a final de año [París-Bercy, la Copa de Maestros y la Copa Davis] fueron las tres mejores semanas que he tenido nunca. Jamás he vuelto a tener esa sensación de confianza en mí tenis. Este año ha sido muy bueno porque he hecho una final de Grand Slam en Roland Garros, cosa que no había podido conseguir, y he tenido la oportunidad de ser número tres del mundo, que ha sido mi mejor ránking. Después de Wimbledon, estuve casi un mes parado y desde ahí no he vuelto a coger la forma física que quizás tenía debido un poco al cansancio. Los últimos tres o cuatro años han sido muy duros físicamente, porque también estaba la Copa Davis, además de haber jugado muchos partidos. Es cierto que he notado esa falta de chispa que necesito para jugar bien a tenis. Físicamente no estoy en mi mejor momento. 

Habla del tramo final de 2012, donde jugó en Praga la final de Copa Davis. ¿Es el partido ante Berdych el mejor de su carrera?

Puede ser que haya sido uno de mis mejores partidos, sobre todo por la importancia y trascendencia que tenía. Lo pondría como uno de los tres mejores partidos de mi carrera, sin duda. Como torneo, en Australia 2011, que hice semifinales, también llegué en un momento de forma excelente, pero el partido de Berdych ha sido uno de los mejores, si no el mejor. 

¿Cambiaría los siete títulos de 2012 por la final de Grand Slam de 2013?

No es fácil. Nunca había conseguido una final de Grand Slam y este año sí que lo he hecho. Nunca había sido número tres del mundo y esta temporada he tocado el tres del mundo. En 2012, ganar siete torneos, un Masters 1000 entre ellos, fue algo muy bueno, pero para mí poder ser tres del mundo es un reto. Es superarme a mí mismo. Hacer final en un grande es algo que tampoco había conseguido. No lo cambiaría porque he hecho otras cosas que antes no había logrado. 

El próximo lunes volverá a ser número tres del mundo. 

Lo más importante es ver cómo termina el año. Para acabar tres del mundo, tengo que hacerlo después de Londres. Ya lo he tocado esta temporada, así que no me importa volver a serlo la semana que viene. Lo que sí me importa es acabar número tres mundial a final de año y cuando empecemos la temporada en Australia poder decir que soy tres del mundo, cosa que es muy difícil. Es circunstancial que la semana que viene sea el número tres otra vez. Lo importante es la posición en la que terminas a final de año. 

Será la primera vez en la historia que habrá dos españoles en las tres primeras posiciones del ránking. 

Es bueno para el tenis español que haya un número uno como Nadal y pueda haber un número tres. Son números, pero ayuda a que se batan nuevos récords en el tenis y eso siempre es importante. 

¿Queda algo por decir de Nadal?

De Rafa hay poco que decir. Lo que ha hecho tras volver de una lesión es algo para aprender mucho de él. Y sobre todo lo que dijo: “Lo que más ilusión me ha hecho es lo que he trabajado para conseguirlo, lo que he hecho para volver a ser número uno”. Creo que es una frase que define todo: el sacrificio, la fe y la constancia que tenía en sí mismo para volver a ser número uno después de un año tan duro de lesiones. Él lo sabe mejor que nadie, porque yo no lo he vivido. Si alguien lo merece, sin duda es Rafa. 

¿Quién es el favorito para ganar la Copa de Maestros?

Es difícil porque están los ocho mejores, pero Nadal o Djokovic…

No se moja usted mucho…

¡Pero es verdad! Y sucede desde hace tiempo ya. Este año, ellos dos están marcando las diferencias. Antes, a Federer lo ponía ahí, o a Murray en ciertos momentos, pero Nadal y Djokovic marcan las diferencias ahora mismo con respecto a estos dos jugadores. 

© TENNISTOPIC.com 2015. Todos los derechos reservados