“No estoy obligado a ganar”

Javier Méndez desde la ciudad de Barcelona

La búsqueda de la excelencia sólo explica una carrera como la de Rafael Nadal. El No. 1 del Ranking ATP pulverizó la mejor racha de la historia de sets ganados de manera consecutiva (38), después de superar a Roberto Carballés Baena por 6-4, 6-4. Sin embargo, el manacorense se exigió dar un paso al frente más en su nivel de juego, suficiente para superar su estreno, pero que debe ser más alto en las rondas siguientes.

“No he jugado tan bien como venía jugando estos partidos. Era un torneo nuevo, ante un rival que no me había enfrentado nunca. Todo esto hace que sea un partido incómodo”, empezó explicando el diez veces campeón del Barcelona Open Banc Sabadell tras su debut. “Empecé un poco complicado con un break, con fallos tontos y a partir de ahí el partido se ha ensuciado un poco para mí. Tampoco hay que darle más vueltas. Las sensaciones al final eran mejores y, en general, es una buena victoria”.

A pesar de seguir pulverizando récord en tierra batida y encadenar ya 15 victorias seguidas en esta superficie, defiende sus resultados en todo tipo de condiciones. “De pequeño jugaba en tierra, en dura y hasta en tennis-quick. Simplemente por mi estilo de juego probablemente la pista de tierra se adapta mejor”, señala el principal favorito. “Hay que ser conscientes de que mis resultados en otras superficies son muy buenos, pero al haber ganado tanto en tierra se me considera más especialista por lo que he conseguido, pero es más por buenos resultados que por los malos en otras”.

El español se blindó en una jornada en Barcelona donde las sorpresas marcaron el ritmo. Y es que tanto Kei Nishikori, finalista en la reciente edición del ATP Masters 1000 de Montecarlo, como Novak Djokovic cedieron en segunda ronda ante Guillermo García López y Martin Klizan respectivamente. “Sabes que tienes que estar alerta y preparado para cualquier cosa. Hoy he tenido un día que he tenido que aceptar no tener las mejores sensaciones y sacar el partido adelante”.

La ausencia de los principales favoritos a cruzarse en su camino hasta cuartos de final no pasa desapercibida para el número uno. “Entiendo que se diga, uno no tiene que ser hipócrita. Los que han ganado es porque están jugando mejor que ellos, pero la realidad es que han perdido dos jugadores de los mejores del mundo. Esto no quita que mañana tenga un partido muy difícil contra Guillermo y así me lo tomo”, advierte sobre su próxima cita.

“Por experiencia sé que tengo que hacer mi trabajo y ya veremos lo que viene. Mi ilusión es ir día a día, enfocarme en el siguiente rival con el máximo respeto y sabiendo que es la máxima dificultad en ese momento. Luego ya veremos. Mi objetivo es estar preparado para jugar ese día contra ese rival”, apunta sobre su filosofía en cada torneo.

Por tanto ante la pregunta de si se impone ganar cada temporada cada uno de los título en juego en la gira de primavera sobre arcilla responde: “Yo no estoy obligado a nada, sólo a dar mi máximo. Cuando uno intenta todo lo que puede no está obligado a más y si uno pierde es porque no sabe más. Esa es mi satisfacción, cuando me voy a casa he perdido porque no soy suficientemente bueno, no porque no haya querido. Siento la motivación y la ilusión de intentar hacer las cosas lo mejor posible y darme la oportunidad de competir bien cada semana. Los rivales también quieren ganar, no sólo juego yo”.

© TENNISTOPIC.com 2015. Todos los derechos reservados
cpm homework help analytical essay on time management essay writing service toronto order of an essay do my paper for me