8 de 800

Redacción desde la ciudad de Madrid

29 de abril de 2003. No era un martes cualquiera. Aquella fue la fecha fijada para que el coloso se presentara al mundo. Apenas tenía 15 años y su Mallorca natal servía de escenario para darle la bienvenida al circuito profesional. Ramón Delgado fue el encargado de recibirlo, en el que sería el primero de los 800 partidos (incluyendo su debut en Río de Janeiro) que Rafael Nadal acumula sobre sus piernas.

Desde su debut hace más de una década, el español ha repartido sus actuaciones entre 669 victorias y sólo 130 derrotas. O lo que es lo mismo, ha estrechado la mano a su rival como vencedor en el 84% de sus encuentros. Además, ha conquistado 61 títulos -13 de ellos de categoría Grand Slam- y se ha quedado a las puertas de la gloria en 26 ocasiones más.

Entrega y brega. Potencia y talento. Sacrificio y remontada. En cada partido Rafael Nadal ha escrito una historia. Estas son las 8 mejores entre 800:

1. FINAL WIMBLEDON 2008: vs FEDERER

Una oda al tenis. “El torneo que me gustaría ganar es Wimbledon, pero está muy difícil y hay que trabajar mucho”. Apenas tenía 16 años, pero Rafael Nadal no escondía su gran deseo. Parecía un sueño imposible, pero la Catedral del tenis fue el escenario elegido para acoger su gran obra maestra con un invitado de lujo, el hombre con el que firmó una de las rivalidades legendarias de este deporte, Roger Federer. Después de dos finales consecutivas en el All England Tennis Club para el lado suizo, el manacorí no dejó escapar la tercera oportunidad en un partido catalogado como ‘el mejor de la historia’: 6-4, 6-4, 6-7(5), 6-7(8) y 9-7. La lluvia, el escenario y el rival concedieron un aire místico a aquel Grand Slam, el quinto de su carrera, y el primero cosechado lejos de la tierra batida.

2. FINAL US OPEN 2010: vs DJOKOVIC

Nadal Slam. El tren hacia la eternidad tenía su última parada en Nueva York. Grabar su nombre para siempre entre los mitos del tenis suponía levantar la corona en el Abierto de Estados Unidos. Y en 2010 firmó una proeza que en la Era Open sólo pudieron protagonizar antes dos raquetas: Roger Federer y André Agassi. Como el suizo y el estadounidense, el español completó el Grand Slam. Colocó el broche dorado a un año perfecto con su tercer grande de la temporada en el US Open, tumbando en la última ronda a Novak Djokovic: 6-4, 5-7, 6-4 y 6-2, después de tres horas y 43 minutos.

3. ROLAND GARROS 2013: vs DJOKOVIC

Siempre quedará París. La Philippe Chatrier es su traje a medida. Bajo los muros de la central de Roland Garros, Nadal es prácticamente indestructible. De hierro. Legendario. Ni siquiera el mejor Djokovic pudo derribar el muro español en la tierra batida parisina, en la batalla más dura que ha afrontado sobre el tapete francés de arcilla. Y eso que el de Belgrado estuvo más cerca que nunca. El –por aquel entonces- número uno del mundo estiró el partido hasta la quinta manga durante cuatro horas y 37 minutos, pero no entorpeció el camino del manacorí hacia la octava Copa de los Mosqueteros: 6-4, 3-6, 6-1, 6-7(3) y 9-7.

4. FINAL ABIERTO DE AUSTRALIA 2012: vs DJOKOVIC

El mejor castigo. Extenuados, sin aliento y acalambrados. Así terminaron los guerreros en la batalla más larga jamás contada en una final de Grand Slam. Pero esta vez para Nadal la moneda cayó del lado de la soledad. El del perdedor. No todos los grandes partidos acaban con una sonrisa (aunque en el caso del balear casi siempre). En el Abierto de Australia, Rafa disputó uno de los mejores encuentros de su carrera, aunque al otro lado de la red, Novak Djokovic, también realizó una las actuaciones más destacadas de su vida. El español y el serbio encarnizaron una pelea que se prolongó durante cinco horas y 53 minutos: 7-5, 4-6, 2-6, 7-6(5) y 5-7.

5. FINAL MASTERS DE ROMA 2005: vs CORIA

Querido maestro. Siempre una bola más en juego. Cuando su rival creía tener el punto en su bolsillo, Nadal era capaz de hacerle jugar un nuevo golpe. La filosofía que ha patentado su carrera se construyó en su primera gran final, la del Masters de Roma. Jamás había ganado una última ronda que se decidiese en la quinta manga. En el Foro Itálico Guillermo Coria clamaba venganza después de que el español le obligase a doblar la rodilla en la final de Montecarlo. Pero en la capital italiana se repitió la historia de unas semanas antes. Cinco horas y 14 minutos fueron necesarias para resolver un partido que se decidió en el tie-break del último parcial: 6-4, 3-6, 6-3, 4-6 y 7-6(6).

6. FINAL MASTERS DE MADRID 2005: vs LJUBICIC

Misión imposible. Un bombardeo. Los cañones que desprendía la raqueta de Ivan Ljubicic durante los dos primeros sets poco margen dejaban al español para soñar con su primera victoria bajo techo en un torneo de categoría Masters. Hasta 32 saques directos conectó el croata que, a las puertas del top 10, mandaba en el inicio del encuentro, 3-6 y 2-6. Tal vez nunca imaginó que, al otro lado de la red, Rafa Nadal culminaría una misión imposible. El manacorí le dio la vuelta al partido: 6-3, 6-4 y 7-6(3), después de tres horas y 53 minutos, sacándose la espina clavada unos meses antes en Miami, cuando dominaba a Federer 6-2 y 7-6 y acabó dejando escapar la victoria.

7. SEMIFINAL JJ. OO. PEKÍN 2008: vs DJOKOVIC

El chico de oro. Un éxito anticipado. La medalla de oro comenzó a labrarse en las semifinales ante Novak Djokovic. Aquel partido ante el serbio fue la antesala para colgarse el máximo metal en los Juegos Olímpicos de Pekín. Un remate a la nada del de Belgrado dio el punto de partido al español (6-4, 1-6 y 6-4), agarrado a la pista dura, se aseguraba su primera presea en su única participación en esta competición. En la final derrotaría a Fernando González para conquistar el oro y salir de la capital china como número uno de la ATP por primera vez en su carrera.

8. FINAL COPA DAVIS 2004: vs RODDICK

Bienvenido, Rafa. Valentía y confianza. Así se tildó la decisión de los capitanes del equipo español de Copa Davis en la final de Sevilla 2004. Un niño de 18 años con un solo trofeo en su palmarés, conquistado en la tierra batida polaca de Sopot, dejaba sentado en el banco al campeón de Roland Garros el año anterior, Juan Carlos Ferrero. Rafa Nadal era el encargado de disputar el segundo punto de la eliminatoria ante Andy Roddick, cuando aún era prácticamente un desconocido para el gran público. Su desparpajo dejó atónito al mundo. El manacorí derrotó al número dos de la ATP por 6-7(6), 6-2, 7-6(6) y 6-2 para dar la bienvenida al futuro rey de la tierra batida.

  • Jaime

    2 puntualizaciones: Roma no fue la primera final a la que llegó al quinto set (Miami 2005 Federer), ni abrió la final de la Davis 2004 antes Roddick (fue Moyá ante Fish).

    Grandes recuerdos! :)

© TENNISTOPIC.com 2015. Todos los derechos reservados