займы онлайн кредит наличными

Rod Laver Arena

Uno de los mejores jugadores de la historia da nombre a la pista central del Abierto de Australia. Rodney George Laver, popularmente conocido como Rod Laver, es el único hombre que ha ganado los cuatro títulos que conforman el Grand Slam de forma consecutiva en dos temporadas distintas y con siete años de diferencia entre ella (1962 y 1969). Esa gesta, que hoy día todavía no ha sido replicada, le ha aupado hasta lo más alto de la eternidad, lugar en el que permanecerá para siempre.

La Rod Laver Arena, con capacidad para más de 14.000 personas, es la pista principal de Melbourne Park, inaugurado en 1988 tras la decisión de la organización australiana de abandonar el antiguo complejo a las afueras de Melbourne, donde los principales partidos se disputaban en el Kooyong Stadium. La central, que no recibió el nombre del legendario jugador de Rockhampton hasta el año 2000, fue la primera pista de un Grand Slam en contar con techo retráctil, lo que permite seguir jugando si la lluvia o el calor extremo hacen aparición durante las dos semanas de competición que tienen lugar en el mes de enero. Esa circunstancia, unida a las facilidades de los organizadores, al calor del público y al clima de la mayor ciudad del estado de Victoria, convierte al Abierto de Australia en el mejor torneo del Grand Slam para muchos de los jugadores. La bolsa de premios a repartir, además, es una de las mayores de todo el circuito.

La central del Abierto de Australia posee un aspecto vanguardista, con planta redondeada y elementos metálicos, que irrumpió en mitad de la tradicional Australia, causando un imponente impacto visual en la época que fue inaugurada. No obstante, no sólo la ubicación del torneo sufriría cambios a lo largo de la historia. La superficie, que antes de ser cemento fue hierba, usó de 1998 a 2007 el Rebound Ace como material base para ser construida, de color verde y con clara tendencia a favorecer a los jugadores que hacían saque y red, a beneficiar a los pegadores, adalides del juego rápido. Sin embargo, las quejas de los tenistas, motivadas por las lesiones producidas en ese tipo de pista, provocaron que en 2008, finalmente, el material utilizado fuese el Plexicushion, de color azul y similar al DecoTurf, el mismo que se utiliza en el Abierto de los Estados Unidos. La pista se volvió más lenta, igualando el juego y homogeneizando la velocidad entre las pistas del circuito, como ya sucedería en Wimbledon. Actualmente, se sigue disputando en la misma superficie.

La primera edición del torneo en Melbourne Park alzó como como ganadores a Mats Wilander y Steffi Graf, en dos míticas finales ante Pat Cash y Chris Evert. Luego, jugadores como Lendl, Seles, Becker, Pierce, Courier, Hingis, Sampras, Williams, Agassi, Capriati o Federer, segundo hombre con más coronas (4) por detrás de Emerson (6), llenarían el camino que une los vestuarios con la salida a la pista central con fotos de sus victorias, en reconocimiento a los éxitos logrados en territorio australiano. Australia aparece en el calendario de forma repentina, sin tiempo para que los jugadores adquieran una preparación previa. Situado en las primeras semanas de competición, la gran mayoría de los tenistas aterrizan en Oceanía sin calibrar el estado real de su juego. Eso, sin embargo importa poco. El primer trozo de gloria de los cuatro que componen la temporada se pone en juego en el Grand Slam de Oceanía, conocido por ser la tierra de las oportunidades.

Allí, temporada tras temporada, el mundo ha conocido nuevos nombres. Allí han llorado de alegría y de amargura. Allí se han escrito historias de héroes y villanos. Allí reside parte de la historia de este deporte. Allí, en el primer grande de la temporada, el mismo que ha visto el nacimiento de tantos campeonas futuros, se disputó en 2012 la final de Grand Slam más larga de todos los tiempos. Novak Djokovic y Rafael Nadal midieron fuerzas en un pulso titánico que se estiró durante 5 horas y 53 minutos. Fue una batalla de corazones calientes, una oda al deporte de la raqueta. Melbourne, teatro de magnas representaciones, siempre brinda uno de los mejores partidos del año en las primeras semanas de la temporada. Algo está claro. En Australia, en la Rod Laver Arena, cuando medio mundo duerme, se empieza a escribir la hoja de la eternidad cada mes de enero.

© TENNISTOPIC.com 2015. Todos los derechos reservados
essay writer companies write college essays professional dissertation help buy an essay cheap affordable ghostwriting services